Nos imaginamos de aquí a 5 años, en nuestra casita de alquiler con opción a compra, preparando todo para dar el salto a propietario… y de repente, se va la luz. Pasan los días y todavía no vuelve. ¿Esto es posible? Se está hablando mucho sobre el gran apagón eléctrico y de qué podría suceder en los próximos 5 años, según dicen los expertos. De hecho, ya ha pasado anteriormente y nos sirve para darnos cuenta de hasta qué punto dependemos de la electricidad hoy en día. En el blog de Libeen te contamos algunos antecedentes y te damos varios consejos que nos pueden ser útiles por si esto llega a suceder. 

 

La realidad siempre supera a la ficción o, al menos, eso dicen. Que una pandemia mundial nos tuviera en cuarentena en casa, la verdad que no lo vimos venir, a pesar de que ya hay películas sobre ello. Pero, ¿y el apagón eléctrico del que todo el mundo habla? ¿Hay alguna película que hable de ello? Pues sí, alguna hay, así que mejor nos vamos a preparar por si esto sucede.

A través del Informe Anual de Seguridad Nacional, más de 200 expertos han participado y analizado los riesgos que puede sufrir España entre 2020/2023, con un apartado reservado para la seguridad energética y donde se reconoce el riesgo de falta de suministro debido a la inestabilidad geopolítica y la volatilidad de los mercados.

 

Causas por las que es posible que suceda

Las causas de un posible apagón energético son varias, y van desde fallos técnicos o sobrecargas por picos de demanda, hasta desajustes en el sistema eléctrico.

Por ejemplo, el 9 de noviembre de 1965 la ciudad de Nueva York estuvo 12 horas sin electricidad debido a una sobrecarga. Algo curioso sobre este apagón es que fue bautizado como ‘la noche del baby boom’, ya que nueve meses después la tasa de natalidad aumentó considerablemente.

En 1989, millones de personas se quedaron a oscuras en Québec (Canadá) debido a una virulenta tormenta geomagnética. 

En el año 2003, muchas personas en el noreste de Estados Unidos y Canadá se enfrentaron a un corte de luz que duró hasta dos semanas. Un error de software en el sistema de una alarma de una compañía energética hizo que los operadores no tuvieran conocimiento de una sobrecarga del sistema.

 

El kit perfecto para sobrellevar la situación

En las últimas semanas, el Ministerio de Defensa austriaco ha lanzado una campaña para concienciar a sus ciudadanos sobre cómo actuar en caso de un “gran apagón”. Para ello, ha querido plantear a sus ciudadanos una sencilla pregunta a modo de reto: ¿Qué te llevarías a un camping durante dos semanas?

Si tratas de darle respuesta a esta pregunta, empezamos a entender hasta qué punto dependemos de la electricidad. Por eso, te dejamos una lista que puede ser útil en el caso de un “gran apagón” o un fin de semana de camping.

    • Establecer un punto de encuentro con tu familia, por si el apagón te pilla fuera de casa.
    • Comprar un cargador de móvil solar. Las líneas de telefonía móvil seguramente aguanten en pie durante algún tiempo, ya que tienen generadores eléctricos de emergencia.
  • Muchas pilas y linterna dinamo. La linterna dinamo no funciona con pilas ni nada por el estilo, sino que moviendo la manivela durante un minuto tienes hasta diez minutos de iluminación, así que puedes utilizarla en cualquier circunstancia.
  • Hacerte con una radio.
  • Comida en conservas. Si no hay electricidad no vas a poder almacenar los alimentos en el frigorífico y tampoco tendrás la posibilidad de cocinarlos. Por lo tanto, lo mejor es que te hagas con provisiones de comida en conserva: legumbres, sardinas, maíz, tomates, pimientos, alcachofas…
    • Mantas y sacos de dormir.
    • Si tienes una bañera, abre el grifo y llénala para conseguir agua para varios días.
    • Dinero en efectivo. Los cajeros no funcionarán.
  • Cocina de gas o parrilla.
  • Juegos de mesa y libros, para estar entretenidos.

¿Drama o prevención?

Uno de los puntos importantes que se lanza Austria en su campaña es mantener una buena red de contactos con la comunidad y vecindad para ayudar y ser ayudado, el trabajo en equipo siempre es mejor.

Aunque a algunos les pueda parecer que se esté creando una alarma innecesaria, otros piensan que tampoco esperaban estar encerrados en casa por una pandemia mundial.

En cualquier caso, la pandemia nos pilló desprevenidos en una casa de alquiler y sin terraza. Aprovecha y encuentra en TU casa en nuestra web, en la que puedas atrincherarte pase lo que pase, y aún así seguir ahorrando.

Deja un comentario

%%footer%%